fbpx

AGUJERO MACULAR

AGUJERO MACULAR

Dra Pilar Calvo  |  Dra Beatriz Abadía

Un agujero macular precisa de una cirugía de retina para tener la posibilidad de cerrarse.

Estructura del ojo

El ojo funciona de manera similar a una cámara de fotos: la luz atraviesa la lente y llega hasta el carrete; de forma parecida sucede en el ojo: la luz atraviesa el cristalino (la lente del ojo) y alcanza la retina. Desde la retina la imagen sale a través del nervio óptico y llega al cerebro por señales eléctricas.

La zona central de la retina se llama mácula. Esta área es la más importante para la visión central, la visión fina, ver bien los detalles… ya que con esta parte de la retina podemos diferenciar los colores, realizar actividades de visión cercana, la lectura, el reconocimiento de las caras… El resto de la retina es también importante sobre todo para el campo visual y la visión nocturna. El espacio entre el cristalino y la retina se rellena de una sustancia gelatinosa llamada vítreo.

¿Qué es un agujero macular?

El agujero macular se suele desarrollar a partir de los 50 años de edad y ocurren en 3-4 personas de cada 1000. El agujero macular es una falta de tejido de espesor completo en el centro de la mácula. Las mujeres tienen el doble de riesgo de desarrollar agujero macular que los hombres. Si ha desarrollado agujero macular en un ojo, tiene un 15% de riesgo de desarrollarlo en el otro ojo también. La causa de la enfermedad no es del todo conocida, aunque se asume que está relacionada con alteraciones entre la superficie de la retina y el vítreo como consecuencia de una tracción en la zona de la mácula. Esta tracción tira de la retina y provoca el agujero macular.

Síntomas del agujero macular

La pérdida de visión que ocasiona el agujero macular es un proceso que tarda varias semanas en desarrollarse. Una vez que el agujero es completo, típicamente el paciente refiere una visión central borrosa y distorsionada, con una sombra en la zona central de su visión. Se pierde la capacidad de leer adecuadamente. El campo visual periférico no se ve afectado.

El tratamiento más efectivo para recuperar visión es la cirugía (vitrectomía). Cuanto antes se realice la intervención, mejor pronóstico visual.

También es muy importante valorar el tamaño del agujero mediante una OCT (siglas en inglés de tomografía de coherencia óptica). La OCT es una prueba muy rápida (dura unos segundos), indolora e inocua, que consiste en realizar un escáner de la retina y mácula por dentro. A través de una tecnología láser, esta prueba permite ver todas las capas de la mácula por dentro y diagnosticar y medir el tamaño del agujero macular. También es muy importante para monitorizar la respuesta a la cirugía y ver la evolución del paciente.

OCT de un agujero macular

Dibujo durante la realización de una vitrectomía

Dibujo durante la cirugía del agujero macular

Cirugía del agujero macular

Esta cirugía se realiza con anestesia local (peribulbar) y sedación, para que usted esté tranquilo y sin dolor durante la intervención pero estando consciente durante la misma.

Mediante pequeñas incisiones en el ojo, accedemos al interior del globo ocular y retiramos parte del vítreo (gelatina de dentro del ojo) para llegar a la zona del agujero macular.

Para eliminar las fuerzas de tracción de esta zona, teñimos con un colorante la superficie de la macula para retirar con unas pinzas especiales una membrana muy fina de la superficie de la misma (membrana limitante interna). De esta manera, los bordes del agujero tendrán más posibilidades de juntarse entre sí para cerrar el defecto y además también se rellena el ojo con un gas que presionará la  zona del agujero para que se cierre durante unos días.

Cuidados post-operatorios

Será necesaria aplicar un tratamiento tópico con colirios de medicación durante al menos un mes.

Mientras tenga la burbuja de gas en el interior del ojo no verá bien y será importante hacer una postura mirando hacia abajo que le explicará su oftalmólogo especialista en retina (el tiempo y la forma que debe realizarla) para que la burbuja ayude a cerrar el agujero. Tampoco se puede viajar en avión o subir altos puertos de montaña mientras el gas esté dentro del ojo.

La visión se irá recuperando poco a poco conforme el gas se va diluyendo y el agujero se vaya cerrando. El proceso de recuperación visual final puede tardar varios meses o incluso hasta un año, dependiendo de cada paciente.

Riesgos de la cirugía

Los riesgos son bajos. Lo más frecuente es el desarrollo de catarata si no está previamente operado (por el gas que se utiliza y la vitrectomía). Es poco frecuente pero existe el riesgo de desprendimiento de retina (1-2%) y la endoftalmitis (infección en el ojo) en un 0,03%.

El agujero suele cerrarse en un porcentaje muy elevado de los pacientes. En caso de que no se cierre se podría repetir la cirugía.

La visión tan clara como antes del agujero macular es muy difícil de recuperar pero la inmensa mayoría de pacientes notan mejoría en su visión y gran beneficio en su calidad de vida tras la cirugía.